Que es continente en los seguros de hogar

A la hora de hacer las pólizas de seguro, las empresas aseguradoras separan lo que es el contenido del continente. Es importante que sepas que se entiende por continente en una vivienda para que cuando se habla del continente en la póliza puedas comprender de que se esta hablando y que incluye la cobertura.

El continente del hogar hace referencia a la estructura edilicia, es decir, al edificio o a todos los elementos que forman parte de la vivienda antes de ser amueblada. Continente son las paredes, las ventanas y aberturas, cristales, techos, sistema de cañerías, espejos y elementos amurados a las paredes, cielorrasos, etc. Si ocurriera un siniestro y la compañía de seguros debiera hacerse cargo de una indemnización, debe de tener en cuenta que el valor del continente estará estipulado según el valor de reconstrucción de la vivienda y no por su valor de mercado. Cuando asegures el continente, deberías asegurar toda la estructura de la vivienda, pero no el terreno. Ten en cuenta de que si incluyes el terreno en el valor declarado del inmueble, aumentará la prima que deberás pagar por tu seguro. Pero por otro lado, el hecho de haber asegurado el terreno, no te causará ningún beneficio adicional, ya que por lo general, nada podría sucederle al terreno.

Un seguro de hogar tiene dos modalidades de contratación del continente: A valor total, que es cuando se asegura toda la estructura de la vivienda, o a primer riesgo, que es cuando se asegura un valor determinado, que puede ser distinto del valor total del hogar. En el caso en que contrates un seguro para el hogar a primer riesgo por 10.000 Euros, la compañía pagará esa cantidad en caso de siniestro. Como ventaja de este tipo de seguro, las primas son más baratas y como desventaja, en caso de siniestro, como por ejemplo en caso de destrucción total de la vivienda (del continente), tendrás que poner de tu bolsillo una mayor cantidad de dinero.

Por lo general, los seguros para el hogar también tienen prevista una reparación del continente en caso de pérdida de su valor estético. Es decir, si se produjera un siniestro de pequeñas dimensiones, que por ejemplo exigiera pintar de nuevo una habitación, la empresa Aseguradora se haría cargo de la pintura de las paredes afectadas.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR